Las cajas suelen ser esos objetos que parecen de lo más inútiles, pero muchas veces adquieren usos infinitos, que dependen únicamente de la creatividad de la persona que se los brinde.
Hoy presento la serie del fotógrafo de Singapur Anton Tang que se ha encargado de animar una serie de mini cajas de cartón, otorgándoles vida propia. Las imágenes recrean situaciones muy parecidas a las que vemos en postales turísticas o tarjetas con motivos new age, sin embargo, las fotos están muy buenas y los personajes también.
Les dejamos el trabajo de Tang y los invitamos a que visiten su página web.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Publicado por pabludu (@pabludu)